Daydream

WP_20170408_13_22_06_Pro

3.00 A.M.

Frente a una colina.

Arbolada, tupida en su totalidad, limpia y bien dibujada, y con una ladera de matorral espeso… Plenamente iluminada a aquella hora. En su base, desde la cual contemplamos su vegetal belleza, van incorporándose, aleatoriamente, a modo de invasión espontánea, desordenada, personas que pretenden habitar ese espacio. Pero no hay lugar; sin embargo, una sirga se ocupa de trasladar a unos y otros, de arriba a abajo y al revés, desde su cima hasta el lugar donde nos encontramos… Un intenso tráfico que no hace ruido. Solo se oye el rechinar de sus cables y el rodar de la vagoneta a través de la longitud de aquella.
De golpe, transitamos por la ciudad. Edificios de estatura media y calles con multitud de raíles, dibujando un complejo diseño de caprichosas líneas que parecen no tener fin. No hay vehículos a cuatro o más ruedas… No hay máquinas.

Sólo lo vacuo escandaliza.

Silencio…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s